Nicolás Eyzaguirre

Ministro Secretario General de la Presidencia

Saludo del ministro Secretario General de la Presidencia, Nicolás Eyzaguirre Guzmán a las Iglesias Evangélicas y Protestantes de Chile

Estimados Obispos:
En esta importante y significativa conmemoración quiero enviar –a nombre del Gobierno y de la Presidenta Michelle Bachelet– un saludo fraternal a las distintas iglesias evangélicas y protestantes de Chile.

Fue precisamente en 2008, durante la primera administración de nuestra Mandataria, cuando se concretó el compromiso de establecer el día 31 de octubre como el Día Nacional de las Iglesias Evangélicas y Protestantes, reconociendo con ello los aportes que a lo largo de toda nuestra historia han realizado en materia de desarrollo social, integración y diversidad espiritual y religiosa. Esta pluralidad se ha ido profundizando desde que la Constitución de 1925 consagró en Chile un Estado laico respetuoso de los distintos credos y promotor de mayores espacios de participación para todos.

Hoy el compromiso de nuestro Gobierno es profundizar esa integración y promover el perfeccionamiento del derecho a la Libertad Religiosa, asociada a otros derechos relevantes como los de Conciencia, Culto y Asociación.

En consecuencia, entendemos como fundamental al respeto de las libertades mencionadas y la promoción del diálogo interreligioso, principio que se ha visto materializado con la creación de un Consejo Asesor Interreligioso de la Oficina Nacional de Asuntos Religiosos (ONAR) del ministerio que me corresponde encabezar. Este es un espacio de diálogo y fortalecimiento de las relaciones entre los distintos credos y las instituciones del Estado, que complementa el trabajo interministerial que coordina la SEGPRES en diversas materias del ámbito religioso en áreas como Salud, Defensa, Educación y Justicia, entre otras.

Nuestra decisión como gobierno es seguir avanzando en materia de Libertad Religiosa y por ello estamos analizando de forma exhaustiva los contenidos de la Ley 19.638, conocida como Ley de Culto, para perfeccionar sus normas, teniendo como horizonte la igualdad jurídica de todas las tradiciones religiosas del país.

Amigas y amigos del pueblo evangélico y protestante, junto con renovar nuestro compromiso, los invito a seguir trabajando como hasta ahora en la construcción de un país más justo, plural y respetuoso de la diversidad de creencias y culturas que lo componen.

Reiterando a todas y todos mi más afectuoso saludo,

Nicolás Eyzaguirre Guzmán
Ministro Secretario General de la Presidencia